El frenético ritmo de vida actual, los disgustos, las preocupaciones, las obligaciones y los altos niveles de estrés, nervios y ansiedad afectan a múltiples áreas de tu vida, incluyendo tu descanso. Dormir bien no es solo necesario para que tu cuerpo se recupere del trasiego diario, sino que también es indispensable para evitar que las alteraciones nocturnas perjudiquen a tu salud y bienestar tanto a corto como medio y largo plazo.

No obstante, y ni por mucho que te lo propongas, no basta con la fuerza de voluntad para desconectar e impedir que tu voz interior deje de recordarte todo lo que te atormenta cuando estás en proceso de conciliar el sueño. Esto conlleva a que no puedas dormir o duermas mal, tengas pesadillas o te despiertes en plena noche agitado. Si bien estos episodios pueden ser puntuales o recurrentes durante una época concreta, no descansar por la noche tiene afectaciones directas en tu salud, bienestar, estado de ánimo y rendimiento.

Pautas para dormir con buenas sensaciones

Cuando se trata del sueño, tanto la cantidad como la calidad son aspectos fundamentales para fomentar tu salud y bienestar. Y es por ello que, a continuación, te vamos a contar las mejores pautas para irte a la cama tranquilo y, poder, así, descansar apropiadamente durante las noches, lo que te permitirá levantarte cada mañana con fuerza.

Meditación y mindfulness

El mindfulness, también conocido como atención consciente, se basa en prestar toda tu atención y disfrutar plenamente del momento presente. Los ejercicios del mindfulness incluyen la meditación, una práctica que te ayuda a relajar tu cuerpo y liberar la mente del estrés y los nervios que te generan las obligaciones y preocupaciones diarias. Al practicar mindfulness de forma periódica, aprenderás a convivir con tus propios pensamientos sin que estos supongan un obstáculo a la hora de que concilies el sueño.

Haz ejercicio físico con regularidad

Mantenerte activo físicamente te ayuda a eliminar las hormonas del estrés a la par que generas las de la felicidad y el bienestar. Lo que te ayuda a sentirte mejor contigo mismo y a estar más relajado. A la hora de dormir es muy beneficioso, pues te duermes con mayor facilidad, descansas más profundamente y tiendes a despertarte menos.

Cuida tu alimentación

Para irte a dormir con buenas sensaciones, es imprescindible que mantengas una dieta equilibrada, sana y variada. Recuerda que no debes acostarte tal cual terminas de cenar ni tampoco tomar comidas pesadas o abundantes por la noche. De esta forma, no le darás tanto trabajo a tu sistema digestivo, lo cual puede suponer un problema para descansar apropiadamente, y podrías levantarte con alguna molestia estomacal.

Adopta técnicas de relajación

Además de llevar a cabo los ejercicios del mindfulness, puedes aprender técnicas de relajación para implementar antes de acostarte. Como, por ejemplo, la respiración diafragmática, especialmente ideal en los días que tengas un nivel de nervios y ansiedad muy elevados, darte un baño con agua templada o incluso tomarte una infusión que te ayude a calmarte.

Descansar bien es esencial tanto para tu bienestar como para tu salud. En tus manos tienes distintos modos de hacer que tu cuerpo esté en calma y armonía para poder dormir plácidamente.

 

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Déjanos tu email y te mandaremos un aviso en cuanto la app esté subida y disponible para tu dispositivo Apple.

[ninja_form id=9]

You have Successfully Subscribed!