El sueño es una necesidad básica para nuestra supervivencia, un buen descanso es demasiado importante como para que lo descuidemos. El insomnio es un problema que muchas personas padecemos a lo largo de nuestras vidas, y es de vital importancia darle solución, ya que de ello depende nuestra salud y calidad de vida.

El sueño y el descanso reparador contribuyen a multitud de funciones importantes en nuestro organismo. Durante el estado de sueño se llevan a cabo funciones fisiológicas imprescindibles tanto para nuestro equilibrio físico como mental. Cumple con funciones tan importantes como la restauración de homeostasis de nuestro sistema nervioso central y del resto de los tejidos.

Sueño reparador

Fuente: StockSnap

¿Qué sucede cuando no dormimos bien? Este es sin duda uno de los principales inconvenientes de muchas personas. Los problemas con la falta de sueño y un descanso reparador van en aumento. Entre sus causas principales destaca un ritmo de vida agitado lleno de ansiedades y estrés. Todo ese malestar diario, problemas y dificultades, nos las llevamos a la cama y esto como veremos nos perjudica gravemente.

Lo que sucede cuando no dormimos bien, todas las personas lo hemos sufrido en algún momento de nuestras vidas, agotamiento físico y mental, falta de atención y concentración, dolores de cabeza, dificultades de memoria y aprendizaje y un bajo rendimiento físico e intelectual; son algunas de las consecuencias más comunes. A través del insomnio se mantienen en el tiempo estas consecuencias repercutiendo en todas las áreas de la vida de quien padece de este trastorno del sueño.

Uno de los problemas más comunes para conciliar el sueño es el insomnio, hasta el punto de según indican diversos estudios a nivel de la población mundial, hasta un 40% padecen de insomnio, además se observa que las mujeres tienen una mayor tendencia a padecer de este trastorno del sueño. Veamos lo que supone el insomnio, cuáles son sus causas y cómo puedes combatirlo; te lo mostramos a continuación.

Problemas para conciliar el sueño

Es común que muchas noches nos cueste más conciliar el sueño que otras, puede ser debido a las altas o muy bajas temperaturas, a inquietud o malestar del día que hemos tenido, o incluso un exceso de energía que nos impide relajarnos. Hay diversos factores por los que en muchas ocasiones no dormimos. Pero los trastornos del sueño se caracterizan por mantenerse a lo largo del tiempo afectando a que no podamos dormir adecuadamente cada día, dando lugar a problemas graves. Por eso es importante abordarlo y combatirlo lo antes posible.

¿Qué es el insomnio?

El insomnio es uno de los trastornos del sueño más comunes, se caracteriza por los problemas que tenemos para iniciar el sueño o mantenerlo. Por lo que puede ser de iniciación o de mantenimiento de sueño. Ya sea que tengas problemas para dormirte y pases un largo tiempo hasta que por fin, debido al cansancio, caigas rendido. O bien que te desveles durante el sueño de una forma frecuente; ambas situaciones son debidas al insomnio.

Los síntomas más frecuentes del insomnio son:

  • Que te sientas como si no hubieses dormido nada en toda la noche, y como consecuencia te levantes cansado.
  • Que hayas podido conciliar el sueño solamente durante periodos cortos de tiempo.
  • Que te hayas mantenido despierto durante la mayor parte de la noche.
  • Te despiertas muy temprano a pesar de que no haber dormido lo suficiente.

El médico es quien ha de diagnosticar este trastorno del sueño una vez haya revisado nuestro historial clínico y del sueño. En muchos casos se recomienda realizar un estudio del sueño, para saber con exactitud cómo dormimos y cómo responde nuestro cuerpo a los problemas relacionados con el sueño.

Combatir el insomnio es posible

Aunque pases unas noches terribles y hayas probado de todo sin obtener buenos resultados, abordar el problema de insomnio es posible. Para ello es necesario comprometerse, esto implica no eludir el problema, sino aceptarlo para darle solución. Hay que aprender nuevos hábitos saludables e intentar evitar conductas y malos hábitos que están interfiriendo en tu descanso.

Existen una serie de conductas que cualquier profesional especializado nos recomendará para que podamos combatir el insomnio. Una buena higiene del sueño es básica, por eso debes de tener en cuenta estas recomendaciones:

  • Evita la teina, la cafeína y las bebidas energéticas especialmente por la tarde y la noche.
  • Procura irte a dormir siempre a la misma hora, y despertar también a la misma hora. De esta manera ayudas a tu reloj biológico a regularse y a acostumbrarse a unos horarios específicos.
  • Intenta hacer ejercicio físico con regularidad, y evita hacerlo pocas horas antes de irte a dormir, ya que la activación impedirá que concilies el sueño.
  • Evita las comidas pesadas por la noche, y por supuesto el alcohol.
  • Mantén tu dormitorio a una temperatura más bien fresca, agradable, en la que te sientas cómodo.
  • Evita todas las distracciones como el móvil, la televisión o cualquier aparato electrónico.
  • Aleja de la habitación cualquier tipo de ruido o distracción que le pueda perturbar.
  • Si te encuentras muy despierto, es mejor levantarse y hacer algo, e ir a la cama cuando ya te encuentres preparado para dormir. Es importante asociar la cama siempre con el sueño y no con ninguna otra actividad.
Dormir y actividad

Fuente: kaboompics

Algo que por supuesto puede interferir en nuestro sueño y mantener el insomnio es llevarnos los problemas a casa y especialmente a la cama. En el momento de ir a la cama hay que aparcar esos asuntos que rondan por la mente sin parar en forma de preocupaciones. Hacer una meditación o una relajación previa antes de ir a dormir puede ayudarte a calmar la mente y a obtener el estado de paz que necesitas para dormir y conseguir un descanso reparador.

Guardar

Tags: , ,

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Déjanos tu email y te mandaremos un aviso en cuanto la app esté subida y disponible para tu dispositivo Apple.

[ninja_form id=9]

You have Successfully Subscribed!