Conseguir nuestros sueños no es algo que podamos lograrlo de un día para otro, es algo que requiere de mucho esfuerzo y, sobre todo, de fijarse metas. Llegar a lo que anhelamos no es sencillo, solo algunos lo consiguen, ¿cuestión de suerte? No, podríamos decir más bien que es cuestión de centrarse en el presente e ir ajustándose a la realidad. A continuación os mostraremos por qué es beneficioso fijarse metas en la vida…

A menudo nos marcamos metas a largo plazo sobre lo que queremos conseguir. Sin embargo, esas metas que nos marcamos, en ocasiones, quedan muy lejanas. No se adaptan a nuestra realidad del presente, ni a nuestras circunstancias ni a nuestras posibilidades, por lo que quedan más bien como un sueño a alcanzar algún día.

Fijarse metas

Fuente: Pixabay/sasint

Esta es una de las principales causas de que las metas que nos marcamos acaben en frustración, y nos desmotivemos para llegar a alcanzarlas, quedándonos a medio camino. Hay que tener en cuenta que es el presente el que nos va acercando poco a poco al futuro.

Es cierto que una meta a largo plazo te puede ayudar a motivarte y te sirve de guía, para tener en cuenta en todo momento hacia donde te diriges. Pero la clave reside en las metas diarias, que deben de ser modestas y alcanzables, para que vayas dando pasos hacia lo que quieres conseguir.

Las metas son beneficiosas en muchos aspectos, aunque hay que saber cómo enfocarlas para obtener todos sus beneficios. A lo largo de este texto, te daremos algunas recomendaciones sobre cómo debes fijar tus metas, para qué son necesarias en tu vida, y en qué te van a beneficiar.

¿Para qué sirven las metas?

Si quieres llegar a conseguir algo que sea importante para ti en tu vida, es imprescindible que tengas que fijarte metas para llegar a conseguirlo. No basta con decir lo que quieres y ya verás cómo lo consigues. Las metas sirven para que llegues a la excelencia, que mejores tus destrezas, capacidades y habilidades, tus rutinas y ejecución. Las metas son necesarias para que vayas dando pequeños pasos que estén bajo tu control; para llegar a conseguir lo que te propongas…

Cuando es obvio que las metas no se pueden conseguir, no ajustes las metas; ajusta los pasos para conseguirlas.
Confucio

Los resultados de nuestros esfuerzos no siempre se ven reflejados en nuestro día a día. Muchas de las cosas que queremos conseguir no dependen totalmente de nosotros, sino también de las circunstancias y de muchos otros factores. Por eso las metas deben fijarse sobre todo para aquello que esté realmente bajo nuestro control, de lo contrario solo conseguiremos generarnos un gran estrés y debilitarnos con la frustración.

Metas y objetivo

Fuente: Pixabay/ Ben_Kerckx

Para llegar donde quieres ir es importante que te marques metas diarias, que sean relevantes y específicas. Las metas sirven para aportarte dirección, dándole sentido a tu vida. Es importante que sepas hacia dónde estás yendo para que todo cobre un mayor significado. Las metas consolidarán tu rumbo

Utilidad de las metas y objetivos

  • Las metas que hemos establecido en nuestro pasado, nos ayudan a experimentar una sensación de logro, motivándonos para enfrentar las dificultades del presente. – ¡Si en esa ocasión pude, seguro que ahora también puedo conseguirlo!
  • Vamos viendo el progreso de nuestros logros, acercándonos mejor así a nuestra realidad en cuanto a las posibilidades de lo que podemos conseguir en la actualidad. Obtenemos un mayor autoconocimiento.
  • Identificamos mejor cuáles son nuestras fortalezas y potencialidades, también para tener en cuenta nuestras debilidades, e ir mejorándolas día a día. No intentando superar a nadie, sino tan solo a nosotros mismos.
  • Nuestra autoestima se ve fortalecida gracias a que descubrimos cuáles son nuestros talentos y nos centramos en potenciarlos. Nos hacemos conscientes de nuestras flaquezas, sabiendo que con ellas hemos afrontado muchas adversidades.
  • Al tener claro nuestros objetivos nos hacemos responsables tanto de nuestros éxitos como de nuestros fracasos, haciéndonos así cargo de las consecuencias. No gastamos la energía en echar la culpa a nuestro entorno, sino en asumir la responsabilidad de lo que podemos hacer y mejorar.
  • Nos atrevemos a explorar zonas menos conocidas para nosotros, saliendo así de la zona de confort. A través de las metas construimos nuevos propósitos y proyectos, que nos ayudarán a seguir desarrollando nuestro potencial. Habitualmente no somos conscientes del potencial que tenemos y hacia dónde podemos llegar. Al ir superando pequeñas metas que nos vamos estableciendo se abren nuevas posibilidades para nuestro crecimiento personal.
  • Es beneficioso establecerse metas para poner nuestra atención en aquello que queremos lograr. Así evitamos las distracciones y aprendemos a dar prioridad a lo que más nos importa.

¿Cómo es recomendable fijarse metas?

Para fijarse metas hay que reflexionar y analizar la situación en la que te encuentras. Cuando establezcas tus metas es conveniente que tengas en cuenta ciertos aspectos. Asegúrate que cumplen con las siguientes características. Las metas han de ser:

Medibles: tienes que establecer cómo puedes saber si finalmente has logrado las metas que te has propuesto o no.

Específicas: cuando te pongas una meta evita los conceptos abstractos como “ser feliz” o “tener más salud”. Especifica todo lo que puedas para que tus pasos vayan encaminados a lo que has concretado.

Realistas: dichas metas han de estar dentro de tus posibilidades, adaptadas a tus circunstancias y a tus logros. Tienes que estar dispuesto a conseguirlas, si son poco realistas boicotearás tu desarrollo y finalmente caerás en la frustración.

Posibles: No te alejes mucho de tus posibilidades. Esta característica está relacionada con que sean unas metas realistas. Es importante que percibas tus metas como alcanzables, puesto que si no es asi, difícilmente podrás mantener tu compromiso con ellas.

Plazo: establece un plazo para conseguirlas, que se ajusta a tus posibilidades reales. Esto ayudará a que te comprometas con tu propósito el tiempo que determines al día para conseguirlo en un plazo adecuado. Intentando evitar que se alargue más de lo necesario.

Corriendo por fijarse metas

Fuente: Pixabay/farmama

En definitiva, tal y como hemos visto, las metas son beneficiosas puesto que nos ayudan afrontar los retos para conseguir lo que queremos. Facilitando que centremos nuestra energía en lo que más nos importa, dando así un mayor sentido a nuestras vidas. El establecimiento de etas forma parte  también del desarrollo personal, ya que nos permite conocernos mejor y profundizar en nuestras motivaciones.

Tags: , , , , ,

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Déjanos tu email y te mandaremos un aviso en cuanto la app esté subida y disponible para tu dispositivo Apple.

[ninja_form id=9]

You have Successfully Subscribed!