En el momento en el que nos ha tocado vivir, cada día son más las personas que tienen enfermedades crónicas. Gastamos enormes cantidades de dinero y energía en encontrar soluciones y muy poco en prevención. Si cada persona tomara la decisión de vivir una vida saludable, la mala salud que caracteriza a nuestra sociedad, dejaría de cronificarse. Si tienes intención de comenzar a vivir de una manera más sana, en este artículo puedes encontrar muchas pistas de como empezar a hacerlo.

Tu salud es tu responsabilidad

Estamos acostumbrados a ver publicidad que nos vende todo menos poder personal. El poder, según nos lo venden, viene siempre de fuera. Seremos más felices cuando tengamos esto o aquello. Nuestra salud mejorará cuando tomemos los medicamentos o suplementos que quieren compremos. Sin embargo, son pocas las ocasiones en las que se nos enseña algo que tenga que ver con lo que nosotros podemos hacer por nosotros mismos.

Nosotros deberíamos ser los únicos responsables de nuestra salud y nuestra felicidad. En nuestra mano están las elecciones que hagamos. Eso si, para poder elegir, tenemos que tener un mínimo de información. Esa información debería provenir de nuestra propia investigación y no de la publicidad, tan bien estudiada, que nos invade por todas partes.


Fuente: Pixabaya/Ana_J

Tu cuerpo, tu mejor amigo

Nuestro organismo siempre tiende a la supervivencia. Por ese motivo, todo aquello que nuestro cuerpo hace va destinado a nuestro mayor bien. Existe dentro de él, como dentro de cualquier ser vivo, una sabiduría infinita que busca la salud siempre. Esto quiere decir que, cuando nuestro cuerpo nos envía síntomas de que algo anda mal, tenemos que escucharle. Si queremos colaborar con él para tener buena salud no podemos ignorar esos síntomas suprimiéndolos con algún tipo de medicamento. El cuerpo siempre tiene sus razones. ¡Colabora con él!

Vigila lo que comes

Hoy en día es muy difícil comer de manera saludable a no ser que hagas un esfuerzo. Los alimentos procesados cargados de grasa y azúcar nos invaden. Comemos este tipo de comida porque tiene mucho sabor y nos engancha. En muchas ocasiones es también porque nos falta tiempo para cocinar. Sin embargo, este tipo de alimentos nos están matando lentamente.

Cuando comemos alimentos desnaturalizados le damos a nuestro cuerpo materias primas con las que nada puede hacer. Es como si quisiéramos construir una casa y no tuviéramos el material adecuado. Al comer este tipo de alimentos sometemos a nuestro cuerpo a un gran esfuerzo con el que intenta mantener la salud y el equilibrio.

Si quieres tener una buena salud física y mental tu dieta debería incluir frutas y verduras, cereales integrales y legumbres, frutos secos, algo de pescado y poco o nada de carne ni lácteos.  Siempre que sea posible que tus alimentos sean de origen ecológico. Utiliza solo grasas de buena calidad como el aceite de oliva virgen extra. Con estas simples medidas y evitando cualquier tipo de producto procesado o refinado, te aseguro que tu salud mejorará de manera importante.

Haz ejercicio

No estamos hechos para estar sin movernos. Nuestro cuerpo necesita movimiento para poder funcionar adecuadamente. El ejercicio físico mejora la circulación de la sangre, la salud de músculos y articulaciones y nos ayuda a absorber el calcio que ingerimos en la alimentación, entre otras cosas. Así mismo, cualquier tipo de ejercicio nos ayuda a sentirnos más ágiles y más felices.

Fuente: Pixabay/cnort

Muchas personas no hacen ningún deporte porque piensan solo en la opción de ir a un gimnasio y les da  mucha pereza. Sin embargo, existen diferentes maneras de ponernos en movimiento que pueden ser también divertidas. Hay muchísimas actividades como el baile, el patinaje, la bicicleta, el senderismo, etc, con las cuales además de hacer ejercicio conseguimos divertirnos. Sin ir mas lejos, un simple paseo diario durante 30 minutos es más que suficiente para que nuestra salud mejore a todos los niveles.

Ordena tu mente

Todos tenemos una maravillosa mente con la que nos desenvolvemos en nuestra vida. Lo malo es que, en muchísimos casos, la mente se adueña de nuestra vida sin que nosotros podamos hacer nada.

Muy a menudo, la mente lanza pensamientos, hace deducciones y apreciaciones a su libre albedrío. En su continuo ir y venir, en muchas ocasiones, se apodera de nuestra capacidad de vivir bien. Por ese motivo, si somos capaces de utilizar la mente solamente cuando la necesitemos, nuestra vida cambiará totalmente. Si podemos decir adiós a los pensamientos repetitivos que nos amargan la vida veremos la realidad de otra manera.

Y te preguntarás ¿Cómo conseguir esto? ¡Es muy fácil! Solo tienes que adquirir el hábito de incluir un rato de meditación en tu día a día. Dependiendo de tus preferencias, colocarás este ratito a primera hora de la mañana o al finalizar la jornada. Se trata, simplemente, de que te sientes de manera tranquila durante aproximadamente 20 minutos y que te dediques a observar aquello que llegue a tu mente. Tienes que ser capaz de observarlo sin más. Sin ninguna identificación, dejando que cada pensamiento pase para dejar lugar al siguiente.

Al principio quizá te resulte raro, pero según vayas habituándote verás que eres capaz de ver todo aquello que te pasa con más distancia. Pensarás menos, te preocuparás poco y serás más feliz.

Fuente: Pixabya/YogawithAmit

Solo una cosa cada vez

Vivimos en una cultura que aprecia mucho la capacidad de hacer varias cosas a la vez. Sin embargo, esta es una mala forma de vivir. Cuando hacemos tanto y tan deprisa el estrés nos desborda y nuestro cuerpo se resiente.

Intenta poner toda tu atención en aquello que hagas. Cuando comas, solo come. Cuando pasees, solo pasea. Cuando te acostumbras a vivir de esta manera la salud y la alegría de vivir están aseguradas. La vida únicamente se encuentra en el momento presente y si no ponemos atención a lo que estamos haciendo en cada momento, nos la estamos perdiendo.

Cada día son más las personas que optan por un tipo de vida diferente. Están surgiendo corrientes como el Mindfulness o el Slow Food que tienen mucho que ver con una vida más tranquila, saludable y feliz. ¿A qué esperas para comenzar a vivir de manera saludable? A todo esto te puede ayudar el método Crear Salud, que se convertirá en tu mejor compañero para llevar la atención plena y la meditación a tu día a día. Además, en este método también fomentamos y aconsejamos sobre una correcta nutrición y una vida más activaDescárgate la app Sienteaquí puedes hacerlo- y empieza a disfrutar de los beneficios del mindfulness y la Psicología Positiva. A partir de una metodología muy sencilla, emprenderás el camino para mejorar tu bienestar y acercarte a una vida más feliz.

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Estamos trabajando en la versión para dispositivos Apple

Déjanos tu email y te mandaremos un aviso en cuanto la app esté subida y disponible para tu dispositivo Apple.

[ninja_form id=9]

You have Successfully Subscribed!